VIDEOS: “Siguen los ataques contra YCRT y mientras unos rompen, roban y obstaculizan, nosotros buscamos una salida para los mineros”

A través de un comunicado de prensa se difundieron imágenes de situaciones puntuales que fueron grabadas por cámaras de la empresa.

Hoy se llevó a cabo una asamblea de dirigentes gremiales de YCRT, donde se presentaron “propuestas” realmente vergonzosas y de un nivel tan bajo que exime a esta Intervención de cualquier comentario y análisis. Por ejemplo, mocionaron cortar el gas en Esperanza, cuestión absolutamente irrelevante y que solo pone de manifiesto la falta de ideas y objetivos claros de quienes dicen “luchar por el derecho de los trabajadores” y en definitiva, son el obstáculo para lograr cualquier solución a la grave crisis que se ha planteado en la empresa.

La otra “gran idea” propuesta, fue sacar los relojes biométricos de la empresa, para evitar por la fuerza, que la gente que sí desea trabajar, no pueda hacerlo, lo cual claramente interfiere con la libertad individual y de trabajo, paradójicamente, lo que ellos mismos dicen representar y defender.

Además de todo esto, acompañamos este comunicado con dos videos, donde se puede ver en acción a quienes están en contra del proceso que busca poner de pie a la empresa y hacerla productiva, como es y ha sido, desde que nos hicimos cargo en el 2016, la meta propuesta por la Intervención de YCRT.

En una de las imágenes se puede observar a Ramón Morales, conocido propietario de una radio de la cuenca, cuya única línea editorial es alentar el caos y batir el conflicto desde sus micrófonos, rompiendo un reloj biométrico y una computadora.

En el otro video, el paritario de ATE Daniel Castellón, tapa las cámaras de vigilancia y corta sus cables, para evitar que se graben los desmanes y el vandalismo que ellos mismos provocan, pretendiendo reivindicar una lucha que la tienen perdida de antemano, porque están destruyendo los medios y las herramientas de trabajo de quienes quieren trabajar y poner en marcha el yacimiento, que este grupo de no más de 30 o 40 personas, tienen anulado y postergado, sin permitirles a los trabajadores, realizar con normalidad sus labores diarias.

Desde la Intervención, “se ha decidido no hablarle más a los inadaptados que desde hace un tiempo solo responden con la violencia, porque desconocen o no pueden formular una palabra y mucho menos sentarse a discutir una salida. Nosotros alentamos al minero, al trabajador que realmente quiere y necesita ver al yacimiento en marcha, a que tome en sus manos total y definitivamente el destino y el futuro de su familia, denuncie a los que les roban y a quienes destruyen los bienes de YCRT, que son de todos ellos y nos ayude a poner en marcha la mina, yendo a trabajar día a día y dándole la espalda a quienes se lo impiden.

Los mineros saben mejor que nadie, que nuestra empresa necesita estar en marcha, es imprescindible que nos pongamos a trabajar, que hagamos el mantenimiento, la adecuación de los medios, las herramientas, restablezcamos la seguridad y rápidamente nos encaminemos a producir; es lo único que nos va a salvar y nos permitirá demostrar que la cuenca carbonífera es mucho más que un foco de conflicto, como ciertos personajes no han hecho ver en el país y el mundo; podemos demostrar que somos un pueblo con ganas de crecer y la potencialidad la tenemos en YCRT y la Usina termoeléctrica, núcleos de trabajo y desarrollo que están ahí para que le pongamos el valor agregado del trabajo y salgamos a competir con nuestra energía.

Este mensaje es para el trabajador y el hombre de bien que cree que en Río Turbio y 28 de Noviembre hay un verdadero futuro en el carbón y no solo una excusa egoísta para reclamar por batallas políticas perdidas, por parte de quienes son los culpables principales de lo que hoy nos toca vivir”.

También podría gustarte