Portal de noticias

“No tengo idea dónde está el cuerpo, a Érica la tengo en el corazón”

La madre de Érica Soriano, quien fue vista con vida por última vez en agosto de 2010 en el partido bonaerense de Lanús y cuyo cadáver jamás fue encontrado, aseguró este lunes que a su hija la lleva en el corazón, a pesar de no saber dónde está su cuerpo y dijo además, que Diego Lagostena, quien será juzgado por el femicidio, jamás la miró a los ojos.

“No tengo idea de dónde está el cuerpo, no me hago esa pregunta, a Érica la tengo en el corazón. Ahora lo que haya pasado sobre su cuerpo no lo sé”, dijo Maria Esther Romero al llegar a los Tribunales de Lomas de Zamora, donde comenzará el juicio por el femicidio de su hija y que tendrá a Lagostena como único imputado.

“Espero que todo salga bien, nada más”, explicó la mujer respecto a las expectativas que tiene por el debate oral, y agregó que está convencida que Lagostena no es el único responsable del crimen, sino que sus familiares también están involucrados.

“Sin dudas que la familia de Daniel está involucrada, sin ninguna duda”, dijo María Esther, quien agregó que no tiene expectativas de encontrarse “cara a cara” con el acusado, porque en otras ocasiones ni la miró a los ojos.

“El dolor no va a desaparecer nunca, pero soy una persona que no elige sufrir, así que yo soy de accionar, de hacer lo mejor que pueda y después de acá (por el juicio) veremos”, agregó la mujer, quien explicó que no tiene intenciones de hablar con Lagostena “porque no vale la pena”.

“Es bueno hablar cuando uno entiende que puede llegar a algo con alguien, pero con él no”, afirmó.

Los abogados juegan su papel

Por otra parte, el abogado de la familia de Érica Soriano aseguró que “confía que en el juicio que comenzó esta mañana y que tiene como acusado a Diego Lagostena, surgirán los nombres de las personas que pudieron haber colaborado con el imputado en el crimen”

Está probado que a “Érica la mataron y se sabe quién la mató. Espero que de este juicio surjan los nombres de los que han colaborado con Lagostena”, dijo el letrado Marcelo Mazzeo antes del comienzo del debate oral que se lleva a cabo en los Tribunales de Lomas de Zamora.

Según el letrado, el cuerpo de Soriano nunca apareció “porque la principal hipótesis apunta a que, luego de matarla, cremaron el cadáver en el crematorio del Cementerio de Lanús”.

Para Mazzeo, es “obvia” la participación de más personas en el crimen y consideró que, en caso de que así sea corroborado en el juicio, “posiblemente la carátula de la causa pueda cambiar a homicidio agravado por la participación de dos o más personas”.

Fuente: Télam

Crónica

También podría gustarte