Portal de noticias

Trump dice tener el “derecho absoluto” de indultarse

“Tengo el derecho absoluto de perdonarme a mí mismo, pero ¿por qué haría eso cuando no he hecho nada malo?”. Con esa frase, el presidente estadounidense, Donald Trump, abrió este lunes una nueva polémica en torno a la investigación del fiscal especial sobre la trama rusa. Y, sobre todo, volvió a cuestionar su respeto a la separación de poderes en una de las democracias más consolidadas del mundo y exhibió su inquietud por el avance de las pesquisas de Robert Mueller.

En un mensaje en Twitter, alegó que “numerosos expertos legales” consideran que tiene el derecho de indultarse a sí mismo, lo cual supondría que el presidente decide imponer su criterio por encima del de un juez.

En el mismo tuit, Trump se quejó de que continúa la “interminable caza de brujas” en una alusión a la investigación de Mueller. El mandatario describe al equipo del fiscal especial como “13 demócratas muy enfadados”. En otro mensaje, el republicano consideró “inconstitucional” el nombramiento de Mueller, que fue designado por el número dos del Departamento de Justicia para evitar cualquier suspicacia de injerencia en la investigación. “Pese a eso, jugamos el juego porque, a diferencia de los demócratas, no hemos hecho nada malo”, señaló Trump.

Mueller lleva más de un año de pesquisas. Sus dos principales objetivos son determinar si Trump o su entorno se coordinaron con Rusia en la injerencia en las elecciones presidenciales de 2016 que buscaba ayudarle a ganar los comicios y si el mandatario pudo cometer un delito de obstrucción a la justicia al despedir, en mayo de 2017, a James Comey como director del FBI cuando investigaba la trama rusa.

El fiscal especial ha imputado a varios exasesores de Trump, que están cooperando con él, así como a una decena de ciudadanos rusos. La gran incógnita es si el republicano accederá a ser interrogado por Mueller, lo cual podría ocurrir en julio. En caso de considerar que el presidente ha cometido un delito, Mueller podría tratar de llevarle a un juicio penal, lo cual parece complicado, o remitir su informe al Congreso. Si los demócratas se hacen en las elecciones legislativas de noviembre con el control de la Cámara de Representantes, tendrían la capacidad de impulsar un proceso de impeachment (destitución) contra Trump.

El País

También podría gustarte