Cinco detenidos por la tragedia de la represa brasileña

El número de muertos aumenta día a día y la cantidad de desaparecidos hace prever una tragedia de dimensiones incalculables. Mientras tanto, cinco personas fueron detenidas por irregularidades en los controles de la represa de la mina Vale destruida en Minas Gerais.

Autoridades judiciales detallaron que los apresados son dos ingenieros, que no trabajaban directamente con la compañía, y tres empleados directos de la empresa. Todos ellos están acusados de haber alterado documentos técnicos de fiscalización de la seguridad de la represa. Por eso, permanecerán tras las rejas por 30 días, período en el que avanzarán las indagatorias que intentarán verificar las sospechas de fraude en los informes.

Además de las órdenes de captura emitidas por la Justicia regional de Minas Gerais, también adelantaron siete allanamientos en empresas contratadas por Vale y residencias de personas vinculadas con la minera. La intención es buscar la documentación técnica de las firmas que certificaron la seguridad de la presa, para corroborar si esos informes fueron alterados.

Por otra parte, continuaron las tareas de búsqueda de las víctimas de la avalancha de lodo y residuos que provocó el rompimiento de la represa Córrego do Feijão. De acuerdo con los datos oficiales, hasta ayer había 84 muertos y 276 desaparecidos. Las esperanzas de hallarlos con vida disminuyen con cada minuto que pasa.

De los operativos de rescate también participa el equipo especial enviado por Israel, que llevó equipos de avanzada para realizar mapeos de celulares, además de incluir sonares, drones conectados a satélites e instrumentos capaces de encontrar personas con vida a a 30 metros de profundidad.

Crónica

También podría gustarte