Indignadísima por el rapto de furia de Morena que expuso de la peor manera, las internas de su familia, Rocío salió al cruce con los tapones de punta. Primero, bancó a muerte a su papá y negó todas y cada una de las acusaciones en su contra. "Vivimos lo mismo y no fue como vos lo contás. Dejá de decir estupideces", disparó. El enojo de Rocío fue tal que cuando su hermana se retractó, ella la ignoró. "Cuando te das cuenta te arrepentís de las estupideces que decís, pero arreglar lo que hiciste ya no es tan fácil”. Acto seguido, compartió parte de una charla de Whastapp en la que Morena le decía: "No te voy a dar fama nena. No te metas en temas que no son tuyos". La situación entre las chicas sigue más que tenga... ¿lograrán llegar a un acuerdo? Pronto