Al final, Barcelona juega ante Las Palmas a puertas cerradas

El referéndum en Cataluña se vive con mucha tensión. Durante la jornada trascendió que el partido del equipo culé iba a ser suspendido. Sin embargo, la Liga española no aceptó y se juega sin público.

El partido entre el Barcelona y Las Palmas de este domingo finalmente se juega sin público. Pese a que las autoridades del equipo catalán consideraron que no estaban dadas las garantías de seguridad, nunca se autorizó la suspensión del cotejo.

Josep María Bartomeu, titular del club culé, realizó gestiones durante toda la mañana con la Junta de Seguridad, La Liga y la Federación Española de Fútbol para tratar de suspender y reprogramar el partido. Pero no hubo acuerdo.

Para colmo, el equipo visitante, Las Palmas, salió al Camp Nou con la bandera de España bordaba en la camiseta. El clima de tensión y violencia se desató en todo Barcelona y, pese a eso, Messi y compañía salieron a jugar.

El club blaugrana, según trascendió este domingo, consideraba que el ambiente no es el idóneo para la celebración de un partido sobre el terreno del Camp Nou.

(Minuto Uno)

También podría gustarte