Se pusieron a jugar videojuegos después de asesinar a su hija con una brutal paliza y veneno

Una nena fue asesinada en Reino Unido a causa de una paliza, y posterior envenenamiento con codeína, propiciada por sus padres, quienes se pusieron a jugar a videojuegos y a chatear después de la brutal agresión a la menor.

Según informa The Independent, la niña murió a causa de las graves lesiones provocadas por los golpes que recibió de su madre y su padrastro. Entre las que se encuentran una fractura craneoencefálica, varias costillas rotas y una perforación en el hígado.

Tras la agresión, los padres le suministraron codeína, medicamento derivado de opiaceos dirigido a adultos, después de la paliza. Acto seguido dejaron a la niña malherida en la cuna y comenzaron a jugar a videojuegos y a hablar con sus amigos por redes sociales. Cuando avisaron a los equipos de emergencia de la situación de la niña ya era demasiado tarde.

“Sufrió lesiones descritas por los médicos como similares a las de un accidente de tráfico. Uno de ellos o ambos agredieron a la niña que quedó con lesiones graves que amenazaban su vida”, explicaron desde el juzgado.

Telefe Noticias

También podría gustarte