Exhumarán los restos de Franco

El gobierno español decidió que los restos del dictador Francisco Franco (1892-1975) sean exhumados el próximo 10 de junio del monumento del Valle de los Caídos y enterrados en un cementerio en la localidad de El Pardo, en Madrid.

El procedimiento de exhumación de los restos del general que gobernó España entre 1939 y 1975 se realizará sin comunicación, imágenes, ni convocatoria pública, anunció la vicepresidenta del Ejecutivo, la socialista Carmen Calvo, tras la reunión semanal del Consejo de Ministros. No se trata de un “espectáculo”, argumentó Calvo, quien precisó que los familiares podrán asistir.

Franco fue enterrado en la basílica del Valle de los Caídos, un monumento que él mandó construir a 50 kilómetros de Madrid y donde también están los restos de miles de combatientes de los dos bandos de la Guerra Civil española (1936-1939).

El Tribunal Supremo español (TS) estudia un recurso presentado hace unos días por la familia del dictador contra la decisión del gobierno de exhumar los restos y trasladarlo fuera del Valle de los Caídos. El alto tribunal no decidió todavía -como pidieron los familiares-, sobre la paralización cautelar de cualquier decisión de exhumación a la espera de su pronunciamiento definitivo.

Antes de presentar el recurso, los nietos de Franco -sus parientes vivos más cercanos- advirtieron por carta al gobierno que consideraban “nulo de pleno derecho” el acuerdo del Consejo de Ministros de febrero pasado por el que se les daba un plazo de 15 días para determinar un nuevo lugar para la inhumación de su abuelo.

El acuerdo del gobierno excluía expresamente la cripta de la catedral de la Almudena, en el centro de Madrid, como posible ubicación de los restos por razones de “orden público” y para evitar homenajes al dictador. El Ejecutivo había establecido que determinaría unilateralmente el lugar de entierro definitivo del dictador si la familia no aceptaba fijar un lugar alternativo a la catedral.

Crónica

También podría gustarte