La UNPA dio la bienvenida a estudiantes de Mexico, Colombia y España

El coordinador de Cooperación Académica, Dr. Pablo Navas, recibió hoy a tres de los cuatro alumnos que cursarán estudios este cuatrimestre en la UARG, en el marco del Programa PILA y el convenio con la Universidad de Lleida. Participó también la primera nodocente de la institución que vivirá una experiencia de trabajo en el exterior.

Alejandra Vázquez Cabrera, del Instituto Tecnológico de Celaya; Silvia Garzón Ruiz, de la Universidad Tecnológica de Bolívar y Judit Martínez Marco, de la Universidad de Lleida, recientemente llegadas a nuestro país, fueron recibidas hoy por el coordinador de Cooperación Académica de la Universidad Nacional de la Patagonia Austral, Dr. Pablo Navas, tras su incorporación formal como alumnas de la Unidad Académica Río Gallegos en el marco de distintos programas de intercambio.

Vázquez Cabrera, alumna de Comunicación Social y Garzón Ruiz, estudiante de Administración, aplicaron para venir a Argentina en el marco del Programa de Intercambio Latinoamericano (PILA) y permanecerán un semestre en la UNPA; mientras que Martínez Marco, también de Comunicación Social, llegó hasta aquí por el convenio que nuestra casa de altos estudios mantiene con la Universidad de Lleida, al igual que David Antoli Serrat, de Ingeniería en Recursos Naturales, quien no pudo asistir a la reunión.

En el encuentro, llevado a cabo en la Sala de Videoconferencias de Rectorado, estuvo presente también la técnica Mónica Bravo, responsable de los Laboratorios de Química de la UARG, quien es la primera nodocente de la universidad que vivirá una experiencia de intercambio de dos semanas – también en el marco del Programa PILA- en la Universidad del Sinú, con sede en Cartagena de Indias (Colombia).

En este contexto, Navas manifestó que estos intercambios “promueven el desarrollo de uno de los ejes que intentamos impulsar desde la Coordinación de Relaciones Interinstitucionales, que tiene que ver con la internacionalización de la Educación Superior y la importancia que esto redunda en los procesos de formación de nuestros alumnos”.

“Además de cursar materias y cumplir con un plan de trabajo, nosotros intentamos que todos los alumnos o alumnas de intercambio que llevan adelante su experiencia en la UNPA se integren a la vida de las unidades académicas, que se sumen a programas de Extensión, a proyectos de investigación, y la verdad que las experiencias que hemos tenido han sido muy transformadoras para ellos, porque vienen de muy lejos y el cruce cultural resulta muy enriquecedor”, indicó.

En tal sentido, resaltó que el objetivo es que “estas movilidades no signifiquen un paréntesis en la formación de los estudiantes, sino que sea un complemento de los procesos formativos que ya vienen desarrollando en sus universidades de origen”.

Por otra parte, Navas explicó que en el caso de PILA “la UNPA se compromete a garantizarles alojamiento y manutención”, mientras que en el convenio con Lleida “las coberturas son mínimas en el sentido que garantizamos el acceso a los programas de formación y colaboramos en acompañarlos y promover su integración a la vida académica de la universidad”.

Dado que estos convenios son recíprocos, el responsable de Cooperación Académica recordó que actualmente se encuentra abierta – hasta el 19 de abril- la convocatoria PILA para docentes, investigadores, nodocentes y alumnos de la UNPA que quieran vivir una experiencia de intercambio en universidades de México y Colombia durante el segundo cuatrimestre. Cabe destacar también que actualmente hay alumnos de las Unidades Académicas Caleta Olivia y Río Gallegos en ambos países.

Historias

“Yo hace rato ya tenía un interés de hacer un intercambio y cuando descubrí la oportunidad de la beca PILA dije ‘No, tengo que aprovecharla y voy a aplicar y a poner toda mi energía para que me salga’ y efectivamente me salió y fue más sencillo de lo que esperaba”, contó Silvia Milena Garzón Ruiz, alumna de Comunicación Social en la Universidad Tecnológica de Bolívar (Colombia)

Aunque Río Gallegos le resultó “muy diferente a todo lo que conozco”, se mostró interesada por la cultura, la arquitectura y hasta el clima y destacó que “la gente es muy amable y los compañeros de clase y de la residencia nos han recibido muy bien”.

Silvia empezó a cursar en la UARG cinco materia de la Licenciatura en Comunicación Social que luego serán homologadas por su universidad y su principal objetivo es “entender como funcionan las redes sociales, los medios de comunicación aquí, que al ser un lugar tan apartado es fundamental la conectividad entre todos”.

El interés de Judit Martínez Marco por venir surgió al ver un documental sobre la Patagonia en su Barcelona Natal: “Al cabo de tres días salieron las plazas para el intercambio y no me lo pensé. Enseguida dije ‘Si, quiero conocer la Patagonia, quiero ver lo que me enseñó ese documental’ y aquí estoy, en Río Gallegos”.

Lleva una semana acostumbrándose y conociendo y aseguró que “poco a poco la gente también te va ayudando porque saben que vienes de lejos y también tienen el interés de conocer otras culturas”.

Judit cursará cuatro asignaturas de Comunicación Social y espera tener tiempo para “descubrir” la Patagonia. “La idea, aparte de estudiar y aprobar todo, también es viajar y poder conocer lo máximo en estos cinco meses que vamos a estar aquí”.

Por su parte, Alejandra Vázquez Cabrera, de México, eligió Argentina porque siempre vivió “interesada por el país, porque desde pequeña he visto muchas cosas de acá y siempre me ha llamado la atención”.

“Es uno de mis destinos que dije ‘si o sí tengo que viajar, sin importar qué’, entonces después me asignaron acá y es totalmente diferente a donde yo vivo”, agregó.

Alejandra cursará este cuatrimestre dos materias de la Licenciatura en Administración en la UARG y a su regreso cursará las últimas dos materias que le quedan para terminar con su carrera. Pero antes quiere “conocer lo más posible de toda la zona, que son unos lugares turísticos muy atractivos”.

También podría gustarte