Cristina Kirchner recusó a un périto del juicio por corrupción

Este viernes, a través de las redes sociales, Cristina Kirchner acusó a uno de los peritos que participan del juicio en su contra de ser imparcial por su actividad en Twitter y por eso planteó su recusación ante el Tribunal Oral Federal (TOF) 2.

La líder de Unidad Ciudadana (UC) presenció el martes la primera audiencia del debate oral y público en el que se encuentra acusada de ser la jefa de una asociación ilícita organizada para el direccionamiento de obras viales a favor de Lázaro Báez.

En la presentación, que publicó en las redes sociales, Cristina puntualizó: “Por todo lo expuesto solicito: ‘Previo trámite de ley, se disponga el apartamiento del perito ingeniero civil Eloy Pablo Bona y se arbitren las medidas procesales pertinentes para su reemplazo”.

La expresidenta diferenció: “Las manifestaciones transcriptas no constituyen una mera discrepancia política que podría tener el perito recusado con los gobiernos de entre 2003 y 2015 o que sea un simpatizante de Macri, tal como surge de su tweet del 15 de noviembre de 2015, pero resulta fundamental que actúe un perito oficial que no tenga ningún tipo de preconcepto sobre los hechos que son sometidos a su conocimiento y mucho menos que evidencie una situación de enemistad o de odio con los imputados”.

Cristina recordó que “desde el comienzo de las actuaciones” enumeró las “gravísimas irregularidades que vulneraron de manera directa e inmediata todas y cada una de las garantías que hacen al debido proceso legal” y hasta denunció la “indebida injerencia del poder político” en la investigación.

En el planteo de recusación del perito en ingeniería civil aprovechó la oportunidad para reiterar sus críticas hacia el juez de instrucción de la causa, Julián Ercolini, que “rechazó todas las medidas de prueba requeridas por las defensas”.

Luego de sentarse por primera vez en el banquillo de los acusados, Cristina recibió una buena noticia: el TOF 2 la autorizó a no asistir a las audiencias del juicio oral y público siempre y cuando “se superpongan con su labor parlamentaria”.

Para eso, su abogado, Carlos Beraldi, deberá “informar de todo cuanto suceda a su asistida en cada una de esas jornadas, para lo cual se le habrá de entregar al finalizar cada una de ellas una copia digital de lo acontecido y deberá acreditarlo debidamente dentro de las 48 horas subsiguientes”. Ahora, el tribunal deberá analizar el nuevo pedido de la expresidenta.

Diario Panorama

También podría gustarte