Detuvieron a azafata por subirse borracha al avión

Juliann March (49) fue arrestada y despedida luego de que los pasajeros de un vuelo que viajaba de Chicago a South Bend, Indiana, denunciaran que se encontraba en estado de ebriedad y apenas podía ponerse de pie y hablar.

El incidente fue denunciado a través de las redes sociales, en donde la acusaron de un delito menor de intoxicación pública. Uno de los pasajeros tuiteó un video en el que se ve a la mujer, a bordo de la areolínea de Air Wisconsin, que no puede mantenerse parada.

La azafata, residente de Waukesha, fue arrestada el 2 de agosto cuando el vuelo de Air Wisconsin aterrizó.

March le confesó a la policía que había consumido dos tragos de vodka antes de ir a trabajar esa mañana. Durante su detención, la mujer realizó una prueba de aliento alcohólico y el resultado dio niveles de 0.2, mientras que el límite de alcohol para todas las posiciones en la aviación es de 0.04 por ciento, según la Administración Federal de Aviación (FAA).

Despedida de la areolínea Air Wisconsin. (St. Joseph County Police Department)
Aaron Scherb fue uno de los pasajeros que se manifestó en Twitter: “Nuestra azafata parece estar bastante borracha en este vuelo de ORD a SBN. Ella está arrastrando las palabras (no pudo decir el anuncio de seguridad), no podía caminar derecho, se topaba con todos en el pasillo y se le caían cosas”.

“Mientras el avión iba hacia la pista, la azafata tomó su asiento y pareció ‘desmayarse’ o quedarse dormida”, sostuvo Scherb. Y agregó: “Todos los pasajeros parecen reconocerlo también. Esto es terrible”. En uno de sus videos publicados, se ve cuando la azafata no prestó atención a los pilotos que llamaron por el teléfono interno y como consecuencia, no contestó.

La pasajera Yvette McDowell publicó las fotos de la azafata en Facebook y redactó: “Así que cuando aterrizo me di cuenta al instante de que mi azafata estaba ´supuestamente´ drogada o borracha. Ella no podía hablar y apenas podía estar de pie”.

Según un comunicado de la organización regional afiliada a United Airlines y United Express, afirmaron que: “La azafata involucrada en este incidente ya no es empleada de Air Wisconsin”

En una declaración posterior, Scherb dijo este jueves en ABC News, que simpatizaba con la azafata y que esperaba que la aerolínea pudiera ayudarla a recibir tratamiento en caso de tener algún tipo de adicción.

Crónica

También podría gustarte