Natcha Jaitt: a seis meses de su muerte, la Justicia no puede desbloquear su iPad

El iPad de Natacha Jaitt toma protagonismo en la recta final de la causa que busca determinar los motivos de su muerte. Su familia cree que en el dispositivo podrían encontrar más pistas sobre lo que ocurrió ese 23 de febrero en un salón de fiestas de Benavidez. Sin embargo, los peritos que trabajan en el caso llegaron a la conclusión de que la única manera de acceder es contratar los servicios de una costosa empresa israelí con base en Brasil.

Fuentes judiciales indicaron a Todo Noticias que la compañía extrajera pidió cerca de 10 mil dólares para abrir la tablet. La familia de la actriz, representada por el abogado Alejandro Cipolla, insiste en no descartar la prueba. En cambio, el equipo de fiscales a cargo de la instrucción evalúa si la pericia es necesaria para la resolución del caso que entró en la etapa final y que podría cerrarse en poco tiempo.

A seis meses, la causa continúa caratulada como “averiguación de causales de muerte” debido a que los investigadores no encontraron indicios que contradigan la hipótesis inicial: que la conductora falleció debido a que padecía afecciones cardíacas previas que, combinadas con el consumo de cocaína, resultaron fatales. La cantidad de droga detectada en sangre era poca, por lo que no se puede hablar de sobredosis.

Cipolla sostiene que la tablet de la mediática podría torcer el devenir de la causa. “Lo llevaba con ella siempre. Lo usaba para todo y donde iba, grababa con el Ipad”, aseguró a este medio. Peritos de cibercrimen de la Policía de la Ciudad que trabajaron en la causa intentaron todo para poder ingresar: desde contraseñas que facilitó su entorno hasta clonar su wifi de la casa de Jaitt. No lo lograron. La empresa israelí aparece como la única opción.

Qué encontraron en los celulares

Los peritos informáticos lograron acceder a los celulares de todos las personas que asistieron a la reunión en el complejo Xanadú de Benavidez, donde murió Jaitt. Incluso ingresaron al de Jaitt. En el teléfono de la mediática no encontraron datos trascendentes sobre su deceso ni sobre otras causas penales.

No sucedió lo mismo con el aparato de uno de los involucrados en el expediente cuyos mensajes llevaron a la bonaerense hasta el dealer que vendió la droga que se consumió en la reunión. Se trata de otra causa derivada de la original y que fue investigada por la fiscalía de Drogas Ilícitas de Tigre.

El expediente no tiene detenidos pero sí un procesado por falso testimonio. Se trata del empresario paraguayo Raúl Velaztegui Duarte que escondió el celular de Jaitt de la policía la noche en que la encontraron muerta. Esa parte de la instrucción fue elevada a juicio.

Diario Panorama

También podría gustarte