Joven alcoholizado atentó contra su vida prendiendo fuego su casa

El pasado fin de semana se produjo un incendio en una vivienda de la calle Vapor Loire al 1100, en la ciudad de Puerto Deseado, provincia de Santa Cruz. Esta circunstancia habría tenido relación con la decisión de un joven que quería suicidarse. Las actuaciones estuvieron a cargo del personal de la División Comisaría de la localidad.

Un llamado alertó a la policía, sobre un incendio que se había suscitado en calle Vapor Loire al 1100, quienes dieron el correspondiente aviso a los bomberos de la Unidad 4ª después de corroborar los hechos.

Mientras los bomberos asistían al lugar, los efectivos de la Comisaría mantuvieron contacto con el propietario de la casa del frente, quien indicó que en el fondo estaba el departamentito de su hijo, el cual se estaba prendiendo fuego, indicando además, que su hijo (22) había sido el causante del incendio.

Una vez en el lugar, los bomberos de la Unidad 4ª, se abocaron a controlar el fuego y principalmente a rescatar al muchacho, para lo cual se rompió la puerta de acceso, en la parte de vidrio de la propiedad, pudiéndose acceder a la misma en forma rápida y se rescató al joven, quien efectivamente estaba adentro de la casa. Los profesionales médicos lo asistieron en el lugar, para luego trasladarlo al hospital donde quedó internado en Terapia Intensiva, por una complicación pulmonar, como consecuencia del monóxido de carbono que había en el interior del departamento.

Posteriormente los bomberos se encargaron de hacer las pericias en el departamento determinándose que se trató de un incendio intencional, ya que se encontraron montículos de ropa detrás de la puerta de acceso principal y otro en la parte del fondo, las cuales habían sido encendidas. También se había prendido fuego parte de un colchón y la ropa donde se había iniciado el fuego, lo que llenó la casa de humo y de monóxido.

También Santa Cruz en el Mundo pudo saber que al momento de retirarse al joven del departamento, quien se encontraba bajo los efectos del alcohol. Una vez en el nosocomio se puso un tanto violento y hubo que dejarle una consigna policial para controlarlo.


Más allá de lo vivido por el joven días después mejoró y la decisión médica prescribió que fuera trasladado a sala común, estableciéndose que ya está fuera de peligro.

También podría gustarte