Casi un tercio de los manifestantes detenidos en Hong Kong es menor de edad

Casi un tercio de los manifestantes arrestados en Hong Kong en las protestas que desde hace cuatro meses se suceden en el territorio semiautónomo chino son menores de edad, informó el gobierno, mientras que hoy continuaron las manifestaciones en repudio al accionar policial y a la prohibición del uso de máscaras de los opositores.

El Secretario Jefe de Administración, Matthew Cheung, reveló en una rueda de prensa que de los 2.379 arrestados desde junio hasta la fecha, 750 tenían menos de 18 años de edad y 104 menos de 16.

Cheung valoró estos datos como «impactantes» y «desoladores», y pidió a padres y profesores que hagan un llamamiento a los jóvenes «para que no se unan a ningún acto ilegal o violento» y se mantengan «alejados de los cordones policiales» a fin de evitar «situaciones de peligro» durante las operaciones de los antidisturbios.

El funcionario añadió que el gobierno no está tratando de erradicar las protestas en la ciudad con la aprobación la semana pasada de una controvertida ley que prohíbe el uso de máscaras en las manifestaciones.

Cheung aseguró que «hace falta tiempo» para juzgar la efectividad de la nueva ley de emergencia, que calificó como «necesaria» para que la policía pueda «lidiar con la ilegalidad».

Acotó que los manifestantes más violentos han destrozado una quinta parte de los semáforos de la ciudad, desmantelado unos 42 kilómetros de vallas situadas en los bordes de las carreteras y levantado unos 2.600 metros cuadrados de pavimentos peatonales, citó la agencia de noticias EFE.

En tanto, hoy cientos de hongkoneses marcharon por las calles del distrito financiero para protestar en contra de la represión policial y de la ley de emergencia, que pretende forzar a que los manifestantes dejen de usar máscaras para ocultar su identidad, y así agilizar la labor de las autoridades a la hora de realizar detenciones.

Sin embargo, la prohibición preocupa menos que la invocación de regulaciones de emergencia, creadas en 1922, y usadas por última vez en 1967, cuando Hong Kong era parte del Reino Unido.

Las protestas, que se convirtieron en masivas en junio a raíz de una polémica propuesta de ley de extradición a China, han mutado hasta convertirse en un movimiento que busca una mejora de los mecanismos democráticos que rigen Hong Kong y una oposición al autoritarismo de Beijing.

Conclusión

También podría gustarte